“Lo que más me apasiona es compartir mi alma a través de mi arte y ver cómo ese arte cobra vida cuando una persona sonríe al tenerlo en sus manos. Me encanta trabajar en el maniquí, es de las cosas que más disfruto. A veces mi mayor reto es  perder noción del tiempo… cuando haces lo que amas las horas o los días no se sienten y hay que tener un balance.” 

Michelle se considera una fusión de Costa Rica, El Salvador y Francia que por razones del destino nació Miami. Para ella fue muy claro desde muy temprana edad que su percepción de la vida era tan única como ella, y que expresar como ella veía la vida era algo esencial, creando así obras de arte en la moda, en el café y en su vida en general. Hoy con 30 años de edad, Michelle es Directora Creativa de la marca Très Tropical una marca creada junto a Juan José Durán y dueña de la empresa MANDALA the power of sharing, dedicada a la producción y venta de productos saludables como café y chocolate. Para Michelle, cumplir con estos sueños ha sido un camino lleno de aventura y aprendizaje, siendo su familia su principal apoyo y ejemplo, “mi familia me ha apoyado incondicionalmente y me ha impulsado a luchar por mis sueños y materializar mis proyectos.”

EXPERIENCIAS

En todos sus proyectos, Michelles busca expresar cómo ve la vida y compartir sus pasiones y esencia con el mundo. Un camino que inició con estudios de Administración de Empresas y siguió con Diseño de Modas en Parsons The New School for Design de Nueva York de donde se graduó con honores. En Nueva York también tuvo la oportunidad de trabajar y hacer pasantías en Versace, Rebecca Taylor y Marchesa. Luego en fue a Italia al Istituto Marangoni para obtener una especialización.

En el 2012 realizó el proyecto llamado COTURBAN, Couture for the Cure, donde se crearon turbantes para mujeres que por cualquier motivo hayan perdido su cabello y no tienen recursos económicos. Ese mismo año fue nombrada Embajadora de la marca de Guerlain para Centroamérica. Tiempo después fundó MANDALA OM donde se hace café y chocolate de especialidad. Su trabajo ha sido mostrado en Mercedes Benz Fashion Week, Traffic Museum, Miami Swim Week entre otros.

MODA

Su línea de moda comenzó como Michelle de Matheu Prêt-À-Porter pero después de tres años de arduo trabajo y de subidas y bajadas de emociones, Michelle decidió unir su línea con la de su socio y amigo Monsieur Durán y lograron lanzar su marca de arte y estilo de vida Très Tropical. Un aglomerado de valores e ideales que acorde a Michelle, “es un estilo de vida fresco, consciente, sexy y exuberante que busca mostrar la belleza de la cultura latina, promoviendo acciones que desencadenan un efecto positivo en la vida de tantas personas como nos sea posible.” Su objetivo detrás de esta marca es crear “nuevas formas de pensar sobre la educación, igualdad de género, conciencia colectiva, sostenibilidad, entre otros.” Estos pilares, son también fundamentales en su vida siendo ella un ejemplo de esta ideología y que ahora busca que otros compartan con ella.

CAFÉ Y CHOCOLATE

Además de la moda, su expresión artística va más allá, Michelle trata de poner su sello artístico en todo lo que hace. Un claro ejemplo de esto es su línea de café, Mandala Coffee. Para Michelle este café es una expresión del arte que comienza en la finca, pasa por la tostaduría y llega hasta en su empaque.  El café es parte importante de su vida, ya que por generaciones su familia se ha involucrado en esta industria, por lo que después de conocer más sobre su proceso de producción y tueste y aprender más sobre tipos de café y formas de tomarlo decidió diseñar su propia línea. Aunque para muchas personas el café no es una forma de arte, para Michelle fue un modo de expresar aroma, equilibrio, gratitud, unión, sabor y amor y al mismo tiempo cuidando al medio ambiente certificada como carbono neutral, haciendo de su producción amigable al medio ambiente. Siendo así la naturaleza su principal fuente de inspiración tanto en el café como en la moda. “Mandala busca unir y recordarnos que somos uno con la naturaleza.” Además de café, Mandala ahora también se especializa en la producción de chocolate, por lo que fue invitada a participar en el Salon du Chocolat en París, donde se representó a centroamérica por primera con su diseño y confección de un vestido inspirado en el cacao mesoamericano. Su inspiración fue el de la princesa maya y estrella Lamat.

YOGA

Otra área de suma importancia en su vida y que la ha llevado a vivir en el momento presente es el yoga, y ahora, Michelle ya es una instructora certificada de vinyasa yoga y de meditación védica. Actualmente está en proceso de concluir su programa con Gabrielle Bernstein, life coach y oradora motivacional. En estas áreas es que Michelle quisiera expandirse en el año que viene, continuando su trabajo como escritora y spiritual activist. Trabajo enfocado en la conciencia colectiva y mindfulness que son temas que ha estudiado por años y seguirá estudiando. “La intención de mi trabajo es servir y contribuir a través de mis experiencias herramientas prácticas para enfrentar las situaciones difíciles, a través de la meditación, respiración consciente o pranayama.”

Michelle sabe que su camino sigue, y está dispuesta a tomarlo un día a la vez, tratando de ayudar, afectar e influenciar a través de su arte en todas sus expresiones a la mayor cantidad de gente posible. Para que luego cada una de esas personas se conviertan en mensajeros de ideología de ser: luz, amor, gratitud. Michelle además quiere que exista mayor conciencia social, por lo que a través de su proyecto Mandala For Peace que es dirigido a niños y niñas, busca fomentar el arte, cultura y educación, además de dar talleres y seminarios donde esparce sus ideales de vida.

Si quieres conocer más sobre el trabajo de Michelle puedes seguirla en INSTAGRAM: @michelledematheu / www.michelledematheu.com